AVE ’02

UNA INFRAESTRUCTURA FERROVIARIA ESTRATÉGICA

El AVE necesita consensuar su trazado definitivo. Han pasado más de 150 años desde que el contratista Joseph Locke recibiera el encargo de realizar una línea ferroviaria, la primera en España, que uniera las poblaciones de Barcelona y Mataró. El día de la inauguración, el 28 de octubre de 1848, los primeros pasajeros tardaron 58 minutos en realizar el trayecto. En ese tiempo, los futuros trenes de alta velocidad casi podrán realizar un trayecto de ida y vuelta entre Barcelona y Girona. Los tiempos cambian. La alta velocidad ferroviaria es una modalidad de transporte de pasajeros surgida en la segunda mitad del siglo XX y que ha reubicado al ferrocarril como modo de transporte interurbano para distancias entre 300 y 700 kilómetros. Por alta velocidad se entiende aquella superior a los 250 kilómetros por hora, aunque en España se denominarán corredores de alta velocidad a todos aquellos en los que la velocidad comercial alcance los 200. Dentro de unos años casi todo el territorio peninsular disfrutará de las ventajas de este tipo de líneas, previstas en el Programa de Infraestructuras Ferroviarias 2000-2007 del Ministerio de Fomento con el objetivo de aumentar la competitividad del ferrocarril respecto a otros medios de transporte.

PDF AVE ’02


Sobre Redaccion